¿PORQUÉ REALIZAR UN CURSO DE AUDITORIAS INTERNAS EN ALIMENTOS?

02/07/2015

 La especialización que hace unos años es parte dominante de los emprendimientos, lleva a buscar la forma de estar en la posición que se considera adecuada según los cánones generales, teniendo en cuenta el producto final. Ésta especialización, tiene sus particularidades cuando se habla de alimentos (en su amplio concepto), donde la posición adecuada toma otras perspectivas.

Durante años, el concepto de Inocuidad de los alimentos, se mantuvo estrechado a los brotes, esporádicamente anunciados, de enfermedades posiblemente transmitidas por alimentos. La especialización ha llevado al concepto a una posición actual que amerita ciertas herramientas, que anteriormente eran usadas como medios para asegurar la calidad en sistemas de gestión destinados a una satisfacción material.

 La responsabilidad de la Inocuidad de los alimentos, es hoy en día una responsabilidad compartida por toda la cadena alimentaria. Durante los últimos años, legislaciones internacionales, nacionales y locales, normas privadas y públicas, emprendimientos gubernamentales e iniciativas privadas, van comprometiéndose en diferente grado, con el objetivo de “garantizar la Inocuidad de los alimentos”.

Consumidores, empresas involucradas con alimentos y la Administración oficial competente,   deben conocer sus funciones y responsabilidades, practicadas en refe­rencia a la obtención de alimentos inocuos.

La Auditoria Interna se podría presentar como una de las posibles herramientas útiles en la tarea de observar y autocontrolar el cumplimiento del alcance y los objetivos fijados, en la ardua tarea de llegar a un producto terminado y colocado con Inocuidad y calidad.

Utilizada en forma consciente, es tan poderosa y segura como los verdaderos propósitos que se formule la Organización.

La Auditoria interna, como una herramienta de trabajo, encierra otras tantas que se presentan y examinan, en busca de promover criterio en la elección, sin tomar la herramienta como base de trabajo, sino como una opción en continua modificación y transformación, de la cual, cada uno de los usuarios pueden actuar como transformadores, mediante la toma de decisiones basadas en el entendimiento del problema que se presente en un momento determinado.

Es una tarea de responsabilidad de las organizaciones y todos los actores involucrados en lograr alimentos inocuos, seguros y de calidad, visualizar a la auditoría como la forma de autoconocimiento y por lo tanto autocontrol. Esta forma de ver las auditorías internas es importante que se expanda en el sector, es por ello que quienes están comprometidos y comprenden su importancia, sean motivadores dentro del ámbito de trabajo.

El curso de metodologías para auditorías internas que ofrecemos desde OCSA junto ACP, acerca a todos sus participantes a los casos reales planteados por ellos mismos. Durante seis semanas es posible analizarlos y trabajar junto a personas comprometidas con la salud pública,  abordando a diferentes opciones en la resolución de los diversos problemas planteados.

Es importante el ejercicio para estar preparados para auditorías de terceras partes o legales o las rutinarias de provincia, nación o municipios.

Es importante que quienes se embarquen en el proceso de llevar a cabo las Auditorías Internas, no tengan solo el objetivo de cumplir ante otros, sino que además sea un compromiso tomado como responsabilidad de mantención de la Inocuidad y los objetivos de un trabajo apropiado.

Si deseamos convencer a los altos ejecutivos de implementar esta herramienta, es importante demostrar los gastos ocultos que se ahorrarían por trabajar de una manera controlada.

Los cambios de paradigma entre las antiguas inspecciones a las nuevas formas de auditorías son la herramienta fundamental para lograr que el control y autocontrol se convierta en un instrumento de capacitación descartando aquel ambiente de presión que se vivía ante inspecciones con posibles intenciones de recaudación, donde los resultados estaban sujetos al miedo promoviendo el ocultamiento de lo que estaba mal y el estado defensivo de quien se siente controlado.

Como diría Enrique, uno de los amigos cursantes,…”la Auditoria Interna, mantiene a todos vivos, alertas, lo importante en esto es agregar Comprometidos…”.

Cuando una Organización se embarca en éste ejercicio, aún tiene muchos baches en lo que es mantener el interés, el compromiso, la renovación.

Si un auditado escucha siempre las mismas preguntas y observa que solo se mira algo en particular, perderá la vista del todo y se enfocará en lo auditado, de la misma manera si un auditor realiza sistemáticamente la auditoría, con idénticas preguntas y observaciones, perderá el incentivo y el espíritu que encierra un ejercicio de éste tipo.

Será un placer compartir y construir este espacio con ustedes…

Volver